El Botox Capilar, ¿se enjuaga o no? Una experta te lo explica

El botox capilar es un tratamiento de renovación e hidratación profunda, especial para cabellos dañados o resecos. Está diseñado con ingredientes naturales y no contiene ningún químico agresivo para la fibra capilar.

En su fórmula encontrarás elementos como vitaminas, proteínas, aceite de caviar, colágeno y ácido hialurónico, entre otros. Ninguno de los botox que encuentres en el mercado, tanto los de uso profesional como los que puedes aplicar en casa, contendrán formol ni peróxido.

 

Su uso se está extendiendo entre mujeres de todas las edades, porque, bien aplicado, sus resultados son muy buenos. Por supuesto que el botox tiene algunas desventajas o no conviene para absolutamente todas las melenas, pero realmente es un producto excelente.

Ahora bien, si decidiste hacerte un botox, así sea en el salón como en casa, una de tus preguntas puede ser: ¿requiere enjuague el botox luego de aplicarlo?

 

 Y la respuesta, querida amiga amante de la belleza capilar, es, como tantas cosas en esta vida, ambigua: depende.   Depende del botox que elijas o que use el estilista, porque existen dos: con y sin enjuague.  ¡Qué difíciles las decisiones entre dos caminos!

No te preocupes, aquí te contaré las características de cada uno y podrás optar por el que más convenga a tu cabello y aquel cuya aplicación te resulte más fácil.

 

Dos tipos de botox capilar

Mujer sabe que hay botox con y sin enjuague.

Como ya te he mencionado más arriba, existe el botox que requiere ser enjuagado luego del tiempo de exposición del producto, y el botox que se deja en el cabello. En este último, no hay necesidad de enjuague y no se genera sensación de grasitud.

Te contaré en detalle las características de cada uno y sus procesos de aplicación, para que puedas compararlos y elegir el que más te convenga.

 

Pero antes, te diré algo que te allanará el camino: no hay diferencias de calidad entre uno y otro.  Si eliges una buena marca, tanto el que se enjuaga como el que se deja dan muy buenos resultados y apuntan a lo mismo, que es nutrir y reparar en profundidad.  El botox capilar no daña el cabello

Entonces, la decisión dependerá de la practicidad al aplicarlo y del tiempo con el que cuentes. ¡Vamos a conocer cada uno de los botox que puedes usar!

 

Botox con enjuague

Joven enjuaga el botox capilar.

Este producto es, a la vista y al tacto, más cremoso o pesado. Por supuesto, necesitarás un poco más de tiempo para su aplicación, puesto que el paso final del enjuague lleva un período de trabajo para barrer cualquier resto de producto.

Pero también es cierto que ese último momento del agua tibia recorriendo tu melena y haciendo masajes con las manos es la parte más linda de muchos tratamientos. Unos instantes de mimos y relax.

 

Paso 1

Lava tu cabello dos veces (sí, leíste bien, dos veces) antes de la aplicación. El pelo debe estar libre de grasitud, polvo y productos capilares.

Para esto, usa un shampoo sin sulfatos o uno clarificante. ¿Sabes qué es un shampoo clarificante?

 

Tiene la capacidad de limpiar a fondo y remover cualquier resto de suciedad.

Luego de lavar, seca en profundidad, primero con toalla y luego con secador.  Es importante un poco de calor en el secado previo al botox, porque abre las cutículas y así el producto ingresará mejor a la fibra capilar. 

Entonces, habrás entendido que el botox se aplica con el pelo seco.

 

Paso 2

Comienza a aplicar el botox en cada mechón de tu cabello, con las manos bien llenas de producto y entrepasando los dedos por las hebras de pelo. Te recomiendo haber dividido tu cabellera en secciones, así no olvidarás ninguna parte.

Recorre los mechones de raíz a puntas y recuerda las partes de atrás de las orejas y la nuca, que a veces son las “olvidadas” en los procesos de aplicación de productos capilares.

Deja actuar alrededor de 20 minutos, o el tiempo que indiquen las instrucciones del producto que hayas comprado.

 

Paso 3

Una vez transcurrido el tiempo de exposición, enjuaga con dedicación y paciencia todo tu cabello. Debes quitar absolutamente todo resto del producto.

Usa agua tibia y ni se te ocurra ponerte shampoo. Tu pelo no está sucio, sino que solo debes quitar el botox. Abundante agua, y nada más.

 Una vez enjuagado por completo, puedes secarlo con secador o dejar que se oree al aire. Recomiendo el secador, para acortar tiempos. 

Finalmente, sigue el sellado con la planchita. Lee bien las instrucciones para saber cómo y cuántas veces debes pasar la plancha por cada mechón.

 

Botox sin enjuague

Botox sin enjuague.

Este tipo de producto, como podrás imaginar si has leído la información del anterior, es más liviano, cercano a líquido. Esta textura apunta a que, como luego de la aplicación no se enjuaga, el cabello no puede quedar grasoso, pesado o pringoso.

 El paso estrella en el proceso de aplicación de este tipo de botox es el planchado final,  porque es durante el sellado con calor que el producto se absorbe por completo en la fibra capilar.

Verás que el proceso es similar, pero de todos modos te lo detallo, para que no te queden dudas.

 

Paso 1

Lava tu cabello en profundidad, dos veces en lo posible, utilizando un shampoo sin sulfatos o uno clarificante.

Al lavarlo dos veces, te estás asegurando de haber quitado cualquier impureza, grasitud y restos de productos que hayas usado previamente.

Después, seca tu cabellera por completo. No puede quedar húmeda, sino seca. Usa toalla para escurrir, y luego secador de pelo. Puedes ir peinando mientras tanto para asegurar que el aire del secador llegue a cada mechón.

 

Paso 2

Aplica el botox en todo tu cabello. Previamente, divide tu melena en secciones y fíjalas con pinzas o broches, de manera de organizar la aplicación y no perder de vista ninguna sección en el recorrido.

Lee las instrucciones, pero siempre se hace con las manos, lentamente, esparciendo el producto de raíz a puntas. Deja actuar el tiempo que el fabricante indique. Por lo general, es un lapso de 20 a 30 minutos.

 

Paso 3

Cuando hayas completado el tiempo de espera para la correcta absorción del producto, NO enjuagues. Este producto está diseñado para ser absorbido sin enjuague, por lo tanto, tu pelo no quedará grasoso o pesado.

De todos modos, te aclaro que existen algunas marcas de botox que incluyen un paso de enjuague intermedio, para que no sientas que el cabello queda saturado. No hace falta un enjuague exhaustivo, pero sí un recorrido de agua.

Por último, igual que con el otro, el punto final es planchar el cabello después del botox. Asegúrate de leer las instrucciones para conocer a qué temperatura y cuántas veces debes pasar la plancha por tu pelo.

 

Cuidados posteriores al botox (con o sin enjuague)

Mujer protege el botox capilar del sol usando sombrero.

Como en todo tratamiento capilar, no se trata de aplicar, disfrutar los resultados y ya. Hay que ser un poco cuidadosa e incorporar en la rutina algunos hábitos para prolongar los resultados de los tratamientos que elegimos.

Así hayas aplicado botox con o sin enjuague, te encontrarás con una melena renovada, nutrida, hidratada. Y es momento de mantenerla.

 El paso estrella en el proceso de aplicación de este tipo de botox es el planchado final, 

 

En segundo lugar, evita, de ahora en adelante:

  •  Exposición directa al sol por tiempos prolongados.  Y si debes hacerlo obligadamente, utiliza protector UV o usa sombreros o pañuelos. Tal vez no estés acostumbrada, pero un gorro o sombrero con estilo puede aportar mucho a tu look.
  •  Shampoo y acondicionador con sulfatos.  Estos compuestos químicos eliminarán los ingredientes del botox de tu pelo, así que deberías prescindir de los sulfatos.
  •  Herramientas de calor cotidianamente.  Mejor espacia su uso, e incorpora protector térmico antes de la plancha y del secador. El calor extremo arruina el botox que te has aplicado con tanta dedicación.
  •  Tratamientos químicos como decoloración o tintura.  Ellos no solo quitarán el botox de tu pelo, sino que también lo resecarán. No querrás arruinar lo que has logrado con el botox. Y si necesitas realmente aplicarte una tintura, espera al menos un mes luego del tratamiento.

 

En síntesis

Joven hermosa está contenta porque sabe aplicarse botox capilar.

Si lo que quieres es hacerte una aplicación de botox, sabes que lo recomiendo totalmente, pues sirve para nutrir, hidratar, reparar y devolver la vitalidad al pelo. Ten en cuenta que el botox no alisa el cabello.

Ahora, si tu duda es si el botox se enjuaga o no luego de ser aplicado, te diré que existen en el mercado botox con y sin enjuague. Así que tu elección dependerá del tipo de aplicación que prefieras y del tiempo con el que cuentes.

 

Si has leído los detalles y los pasos que he escrito para ti, pues entonces ya estás en condiciones de elegir. Puedes ir al salón y comunicarle al estilista si quieres botox con o sin enjuague, o bien hacerlo por ti misma en casa.

Ahora estás preparada para aplicar y disfrutar de una cabellera renovada y saludable.