¿La keratina tumba el tinte? Una experta te lo explica

Tienes el cabello teñido y estás a punto de aplicarte un tratamiento de keratina. Y, con razón, te surge una duda: ¿la keratina tumba el color del tinte?

 

Por suerte, mi respuesta es: no.  La keratina no tumba el tinte .

 

 Pero, si te haces la keratina poco tiempo después de la tintura, sí podría llegar a aclarar hasta dos tonos tu cabello , porque se aplica con calor, lo cual puede modificar los pigmentos.

Si no quieres que esto suceda, lee este artículo que he escrito para ti. Así, podrás combinar tu tinte con un tratamiento tan beneficioso como la keratina, sin que veas tu look arruinado.

Te contaré en qué caso un tratamiento de keratina puede modificar el tinte, cómo evitar eso, y qué tipo de producto elegir para que sea compatible con la tintura. Sigue leyendo y te aseguro que tus dudas quedarán atrás.

 

Efectos de la keratina en el tinte

La keratina se sella con calor y abre la cutícula capilar, lo cual puede modificar el tono del tinte.

 La keratina  es un tratamiento sumamente beneficioso. Repara, nutre y deja un efecto liso y suave. Pero, como  se sella con calor, abre la cutícula capilar, y eso puede ser un riesgo para tu tintura .

¿Por qué?

 

Porque,  si las cutículas están abiertas, los pigmentos podrían liberarse , disminuyendo la intensidad y la duración del tinte.

 No es que el color se barrerá por completo, pero sí puede aclararse uno o dos tonos , y además quedar menos vibrante y durar menos tiempo en tu melena.

Así que, el mejor consejo que puedo darte es que te informes acerca de cuánto tiempo esperar para aplicarte una keratina luego de haberte hecho una tintura. Y, además, si ya estás teñida y ahora quieres un tratamiento de keratina, te cuento que hay algunos más compatibles con los tintes que otros.

 

Cuestión de plazos

Para que la keratina no modifique el tinte, hay que esperar dos semanas para aplicarla.

 La keratina modificará notablemente el tinte si es aplicada muy poco tiempo después de la tintura . Los pigmentos no se habrán asentado del todo, entonces, al abrirse la cutícula capilar durante el tratamiento de keratina, se liberarán más fácilmente. Porque no es posible hacer una keratina sin plancha.

Cuando te tiñes, los productos utilizados depositan el color en las capas externas de tu cabello y, a medida que se va abriendo la cutícula gracias a la reacción química, esos pigmentos van ingresando a lo profundo de cada hebra.

Este proceso puede llevar varios días. Como verás, el color necesita tiempo para fijarse y asentarse, y transformarse en un tono duradero, vibrante y definido.

Entonces,  lo mejor que puedes hacer es esperar al menos dos semanas desde que te hayas teñido, y recién en ese momento aplicarte una keratina .

 

Con esto,  te estarás asegurando de que el color se haya asentado de manera correcta y completa, y estarás reduciendo el riesgo de que los pigmentos se liberen , provocando un desvanecimiento del tono y una pérdida de intensidad en el color.

Por lo tanto, el secreto es armarse de paciencia y te aseguro que disfrutarás tanto de tu color como de los efectos magníficos que te dará un buen tratamiento de keratina. Eso sí, infórmate sobre algunas rutinas necesarias luego del tratamiento, por ejemplo, cómo hacer el primer lavado después de la keratina.

 

Y  si tienes dudas si ha pasado el tiempo necesario, acude al salón, y un profesional podrá verificarlo y decidir si ya es el momento indicado para hacerte una keratina .

Si todavía no te has hecho ninguno de los dos tratamientos (ni coloración ni keratina), estás a tiempo y puedes informarte sobre qué se debe hacer primero, la keratina o el tinte.

 

Elige una keratina compatible con el tinte

Tratamiento de keratina Keragen sin formol, compatible con cabello teñido.

Esto es muy simple, pero muchas veces no se tiene en cuenta.  Existen tratamientos de keratina especialmente diseñados para cabello teñido. Sus fórmulas ayudan a preservar el color y reducen los daños que cualquier tratamiento químico puede causar en la fibra capilar .

Por lo tanto, si estás teñida y vas a aplicarte un tratamiento de keratina, pues el camino más simple y lógico es elegir aquel que esté diseñado para cabello teñido. Así de fácil.

 

 Este tipo de tratamiento de keratina contiene sustancias que acondicionan el cabello y lo protegen . Por este motivo, se mantiene la integridad e intensidad de los pigmentos del tinte y también se protege la estructura capilar de posibles daños que puedan ocasionarse durante el proceso. Incluso es bueno saber si se puede hacer keratina en cabello maltratado, para estar segura de cuáles serán los resultados.

 

 Si el salón al que acudes no ofrece keratinas específicas para pelo teñido, pide que te apliquen una keratina sin formol o libre de otros componentes agresivos . Porque, como seguramente ya lo sabes, hay químicos que no solo son dañinos para la salud capilar, sino que también pueden modificar el color.

Así que mejor elige un tratamiento de keratina suave, que compatibilice a la perfección con tu cabello teñido y con las características generales de tu melena. Y otro caso sobre el que puedes asesorarte es qué keratina usar para cabello decolorado.

 

En síntesis

Mujer se aplica un tratamiento de keratina formulado para cabello teñido, para que no modifique el tono.

Si has leído este artículo, entonces ya sabes que  la keratina no tumba el tinte, pero, si te la aplicas muy poco tiempo después de haberte teñido , tu color puede verse comprometido.

Esto significa que  tu cabellera puede aclararse hasta dos tonos , y resultar en un color algo desvanecido y sin la intensidad que tenía.

 

 La mejor opción, si quieres combinar ambos tratamientos, es esperar dos semanas luego de haberte aplicado la tintura, y optar por un tratamiento de keratina especialmente formulado para cabello teñido  o alguno suave, que no contenga formol.

Sigue estos consejos y no te arrepentirás. Estarás manteniendo la magia de ese color que te queda tan bien, y al mismo tiempo habrás incorporado a tu melena todos los beneficios de la keratina.