Si se me cae el pelo, ¿me puedo hacer un alisado? Conoce la opinión de una experta antes de arruinar tu pelo

  • Si estás experimentando pérdida de cabello, no puedes hacerte un alisado. Porque el calor y los productos químicos del tratamiento, sólo empeorarán la situación.
  • Antes de cualquier proceso químico, aborda la causa de la caída, consultando con un dermatólogo antes de alisar tu cabello.

 

TAMBIÉN PUEDES LEER: ¿El Alisado Permanente Daña el Cabello?

¡Ayuda! El alisado me arruinó el pelo, ¿tiene solución?

 

Esa es la pura verdad.  Si estás lidiando con la caída del cabello, ¡déjame ser clara: no te hagas un alisado! 

 

Este proceso químico combinado con calor solo empeorará la situación. Antes de pensar en alisar tu cabello,  busca ayuda profesional. 

 

La pérdida capilar tiene diversas causas y someter tu cabello a tratamientos agresivos no es la solución. Si experimentas caída capilar, tu cabello necesita descanso y cuidados especiales.

 Los productos químicos en los alisados ​​​​pueden ser agresivos para un cuero cabelludo y hebras debilitadas, aumentando el estrés en esas áreas y contribuyendo a más caída de cabello. 

 

Antes de cualquier tratamiento, consulte con un profesional para opciones más suaves y cuidados específicos. ¡Tu cabello te lo agradecerá!

En este artículo, te explicaré por qué debes evitar el alisado si estás experimentando caída del cabello. ¡Sigue leyendo para conocer más!

 

¿Qué podría pasar si te haces un alisado mientras sufres caída del cabello?

mujer con cabellos sueltos en las manos

¡No es algo que debas probar!

Los productos químicos en los alisados ​​​​pueden debilitar aún más las hebras, aumentando la fragilidad y el riesgo de rompimiento. Además, el estrés adicional podría contribuir a una pérdida más acentuada.

 Someter tu cabello a un alisado en estas condiciones no es seguro. Es como tratar de reparar una bicicleta rota con un martillo: ¡solo empeora las cosas!

Si estás lidiando con la pérdida del cabello, céntrate en nutrirlo y conoce la causa subyacente. Es la mejor forma de ayudar a tu melena a recuperarse.

 

Factores que influyen en la caída del cabello

mujer desenreda su pelo muy dañado

La caída del cabello puede tener diversas causas, desde el exceso de tratamientos químicos hasta problemas hormonales. Es crucial abordar estos factores para mantener la salud capilar.

  •  Exceso de procesos químicos:  Tintes fuertes y decoloraciones frecuentes pueden debilitar las hebras, contribuyendo a la caída.
  •  Falta de vitaminas:  Una dieta pobre en nutrientes clave como la biotina puede afectar la salud del cabello.
  •  Estrés:  Situaciones estresantes pueden desencadenar la pérdida del cabello al afectar su ciclo de crecimiento.
  •  Uso abusivo de herramientas de calor: El uso excesivo de secadores y planchas puede dañar la estructura del cabello.
  •  Problemas hormonales: Los desequilibrios hormonales pueden influir en la caída del cabello, especialmente durante el embarazo o la menopausia.

 

Si estás experimentando pérdida de cabello, es crucial buscar orientación profesional en lugar de recurrir a procesos como el alisado.

Un dermatólogo puede ayudar a identificar la causa subyacente y ofrecer soluciones adecuadas, como tratamientos tópicos o terapias láser.  Opta por productos capilares suaves y nutricionales para fortalecer tu melena y restaurar tu salud. 

 

Síntomas a los que debes prestar atención antes de hacerte un alisado

 Si tu cabello se siente más seco que el desierto, más frágil que un cristal, o notas una caída excesiva, es una clara señal de que no está listo para un alisado. 

Antes de someterlo a cualquier tratamiento químico, es crucial abordar estos problemas. Priorizar la salud capilar significa fortalecerlo en lugar de debilitarlo aún más.

Así que, antes de alisar, asegúrese de que su cabello esté en su máxima fortaleza. ¡Un cabello fuerte es un cabello feliz!

 

Conclusiones

Enfrentar la pérdida de cabello y optar por un alisado no van de la mano. Señales como resecamiento, fragilidad o caída excesiva indican que tu cabello necesita atención antes de someterlo a tratamientos químicos.

Consulta a un profesional, ajusta tu rutina capilar y considera opciones de tratamiento para mantener la salud de tu cabello en primer lugar. ¡Una melena fuerte y radiante es el resultado de cuidados adecuados!